Wednesday, December 20, 2017

Brother MFC-L2750DW, probamos esta impresora láser monocromo


La Brother MFC-L2750DW es una impresora monocromo para autónomos y pymes. Un equipo multifunción con un precio muy competitivo para las funciones que incluye. Este modelo es capaz de imprimir con velocidades de hasta 34 páginas por minuto. Pero lo más interesante es que incluye copia, escaneo y fax a doble cara. Tampoco se queda corto en conexiones. Además de su conectividad Ethernet y WiFi, incorpora NFC para imprimir desde el móvil y certificación Mopria. Esto significa que podremos imprimir directamente desde cualquier app de Android sin necesidad de abrir el documento con la app propia de Brother. La Brother MFC-L2750DW ya se puede encontrar en la tienda oficial de la firma por 331 euros. Hemos tenido ocasión de trastear con ella, te dejamos nuestro análisis con características y opiniones.

Ficha de la impresora Brother MFC-L2750DW

Tipo
Láser, A4
Funciones
Impresión, copia, escaneo, fax (doble cara automática en todas las funciones)
Color/Mono
Monocromo
Velocidad
34 ppm en blanco y negro (8 ppm a doble cara)
Resolución máxima
2.400 x 600 ppp
Ciclo Mensual
Hasta 2.000 páginas al mes (ciclo recomendado)
Escáner
600 x 600 ppp ADF
Copia
Hasta 31 ppm en color y en blanco y negro
Fax
A doble cara
Conexiones
WiFi, Ethernet, 1 x USB 2.0, impresión móvil, HP ePrint, Mopria
Entrada y salida de papel
Bandeja de entrada de 250 hojas + ranura manual de 1 hoja
Salida de 120 hojas boca abajo
Dimensiones y peso
41 x 39,8 x 31,8 centímetros / 12 kilos
ADF
50 páginas
Fecha de lanzamiento
Disponible
Precio

Una impresora compacta pero de buen rendimiento
Lo que más sorprende de la Brother MFC-L2750DW es la relación entre su tamaño compacto y el rendimiento que alcanza. Y es que este modelo casi tiene el tamaño de una típica impresora para el hogar, pero unas velocidades propias de un equipo láser de gran tamaño. En concreto, este modelo es capaz de alcanzar las 34 páginas por minuto (según cifras ideales). En el caso de usar la función dúplex o impresión a doble cara, esta velocidad baja bastante hasta las 8 páginas por minuto.

Hay que tener en cuenta que estamos ante un equipo monocromo, por lo que el blanco y negro y la escala de grises serán la única opción disponible. Es decir, se trata de un equipo ideal para imprimir documentos típicos en el día a día de la oficina, pero puede resultar limitado si queremos imprimir gráficos u otro tipo de documentos que quedan mejor con color.


La resolución máxima que alcanzan los documentos es de 2.400 x 600 puntos por pulgada. Por lo general, hemos obtenido un buen acabado en los documentos impresos. Eso sí, los folios tienden a ondularse ligeramente, sobre todo si no usamos un gramaje pesado. Quizás más que otros modelos láser de Brother que hemos probado. Eso sí, la velocidad de esta impresora no defrauda en absoluto cuando imprimimos a una sola cara. En nuestras pruebas, la velocidad media de la impresora cuando ya está en funcionamiento ronda las 25 páginas por minuto, una cifra muy interesante. Lo más curioso del asunto es que al imprimir en doble cara hemos conseguido batir la propia cifra que da la marca, con hasta 12 páginas por minuto en algún caso.

El tiempo mínimo de la primera impresión es de 8,5 segundos, aunque este valor cambia mucho según la calidad de la WiFi, el tamaño del documento, etc. La Brother MFC-L2750DW es una impresora láser pensada para el entorno de pymes y autonómos que tengan que imprimir habitualmente, pero no de forma muy intensa. Su ciclo mensual máximo recomendado es de hasta 2.000 páginas al mes.


Diseño y manejo del papel
Ya hemos avanzado que esta impresora es bastante compacta, y se trata uno de sus atractivos más evidentes. Sus dimensiones se colocan en los 41 x 39,8 x 31,8 centímetros, junto a un peso de 12 kilos.Estas cifras son muy competitivas y nos permitirán dejar la impresora en cualquier rincón de la oficina sin preocuparnos por el espacio. En este caso, se ha optado por un color negro en todo su diseño que la hace lucir bastante elegante y discreta. En la parte superior tenemos el ADF y el cristal para escanear.

Por algún lugar tenía que recortar la impresora de Brother (al margen de no ser color) para mantener ese rango de precio. La MFC-L2750DW cuenta con una pequeña pantalla de 6,8 centímetros. Hay que agradecer que sea un panel táctil, y que además incluya la plataforma de iconos grandes de Brother. Pero es cierto que esta pantalla es a veces demasiado pequeña, sobre todo a la hora de introducir texto. Como por ejemplo al configurar la WiFi o a la hora de conectarse a Web Apps.


También nos hubiera gustado ver que el panel en el que se sitúa la pantalla se pudiera levantar para que el tecleo y el visionado de la pantalla fuera más cómodo.

En cuanto a la gestión de papel, contamos con una bandeja de entrada de hasta 250 páginas, junto a una ranura manual de 1 hoja para gramajes pesados de hasta 230g/m2. Nos ha gustado de forma especial su bandeja de salida, que se encuentra integrada dentro de la propia impresora. Aunque hay un pequeño tope que se puede extender para evitar que se caigan las hojas, lo cierto es que no hemos tenido ningún problema en nuestras pruebas incluso sin el tope. La clave son dos salientes a cada lado de la bandeja que están inclinados y detienen el avance del papel.


Copia, escaneo y fax
La impresora láser Brother MFC-L2750DW es muy versátil. No solo imprime, sino que también lleva a cabocopias, escaneos y envíos de fax. Y todo ello con capacidad de hacerlo a doble cara. Todo un avance que no es tan habitual encontrar en impresoras por debajo de los 400 euros. Para llevar a cabo estas funciones, se puede echar mano del alimentador automático de documentos (ADF) de hasta 50 hojas.

En el campo de la copia, la velocidad máxima que puede alcanzar se sitúa en las 34 copias por minuto (en blanco y negro, evidentemente), con una calidad de 600 x 600 ppp. Como es habitual en estos casos, podemos reducir los documentos hasta el 25% o ampliarlos hasta el 400%.

En el caso del escáner, la calidad que se obtiene varía si usamos el cristal superior o el ADF. En el primer caso, la calidad máxima se coloca en los 1.200 x 1.200 ppp, mientras que en el segundo caso la calidad máxima es de 600 x 600 ppp. La velocidad del escáner es de hasta 22,5 imágenes por minuto en blanco y negro o 7,5 imágenes por minuto en color. Las opciones disponibles incluyen usar tecnología OCR para reconocer los caracteres del documento y editarlos en el PC o enviar el escaneo directamente por mail.

Por último, el fax de esta impresora tiene una velocidad de 33.6 kbps y también se incorpora la opción de enviar faxes a través del PC.


Impresión móvil y conexiones
Este es otro de los puntos fuertes de esta impresora. La MFC-L2750DW incorpora un abanico muy amplio de conexiones. Empezando por la inclusión tanto de un puerto Ethernet como de Wifi. En el primero de los casos tenemos una conexión más segura directamente a través de cable, mientras la WiFi tiene la ventaja de que se puede colocar el dispositivo en cualquier rincón del despacho sin tener que tirar cable.

Pero hay mucho más. Esta impresora láser incorpora conectividad NFC. Gracias a ello, resulta muy sencillo realizar tareas de impresión o de escaneo directamente a través del móvil, sin necesidad de conectarse antes a la misma red WiFi. Una vez tenemos instalada la app iPrint&Scan, basta con acercar el smartphone al panel de NFC y en cuestión de segundos estará lista para imprimir directamente.

Precisamente, incorpora WiFi Direct para que podamos crear una red propia para la impresora y conectar los equipos con los que queramos imprimir. Por supuesto, también se puede trabajar a través de WiFi tanto en el móvil (por app, Mopria, AirPrint) como a través de PC. Uno de los pocos peros que se le puede esgrimir en este apartado es la falta de una ranura para introducir una memoria USB. Se trata de una función muy cómoda y se puede llegar a echar de menos, ya que no siempre vamos a trabajar a través de Internet.

Hablando de funciones, hay que destacar la inclusión de un modo de impresión segura para aquellos documentos sensibles de la empresa que no queremos que vean todos los empleados o cualquier visitante que pase por la oficina.


Consumibles
En el campo de los consumibles, esta impresora incorpora un tóner con capacidad para 1.200 impresiones. A la hora de comprar recambios, tenemos la opción de comprar un tóner de tamaño XL. Dicho tóner tiene una capacidad máxima de 3.000 impresiones y supondrá a la larga un mayor ahorro respecto a la compra de un tóner normal. El precio del tóner normal es de 50 euros, mientras que la opción de tóner XL sube hasta los 90 euros. El tambor está pensado para aguantar alrededor de 12.000 impresiones y tiene un coste de 90 euros.


Precio y opiniones
La impresora Brother MFC-L2750DW no es de las más baratas del mercado, pero tiene un precio muy competitivo de 330 euros. Y decimos que es muy competitivo porque es un equipo realmente completo, a pesar de que cuenta con la principal barrera de ser un modelo monocromo. Pero si lo que estás buscando es una impresora para imprimir documentos tipo y realizar todo tipo de funciones, es muy probable que cumpla con tus expectativas.

Empezando por la inclusión de todas las funciones a doble cara (impresión, copia, escaneo y fax). Tampoco se queda atrás el campo de las conexiones, con la opción de sincronizar el móvil directamente a través de NFC, conexión por cable o WiFi y compatibilidad con AirPrint y Mopria para imprimir directamente desde apps como el navegador o un editor de textos (sin necesidad de instalar la app propia de Brother).

Y todo ello con velocidades muy interesantes de hasta 34 páginas por minuto y con un diseño compacto que facilita instalar la impresora en cualquier rincón. En definitiva, una opción potente si estamos buscando una láser monocromo versátil y no tenemos cargas de trabajo muy grandes.

Fuente: Tuexperto.com

No comments:

Post a Comment